lunes, 19 de octubre de 2015

EL PRINCIPE AZUL



EL PRINCIPE AZUL

¿Mito o realidad?


Suelo escuchar muy a menudo “Estoy cansada de besar sapos” “¿Cuándo llegara mi principe azul?” “Principe Azul… ¿Dónde #$%&# estas?” y bueno, mas comentarios del mismo estilo. Mi gran duda es –era, en realidad- si es que existia el famoso Principe Azul.
De acuerdo a una encuesta realizada a mujeres de distintas partes del mundo, las respuestas a mi pregunta son las siguientes.

1.- No existen, solo hay ranas y sapos.
2.- Los principes azules destiñen, osea, no existen (En referencia a la novela de Megan Maxwell)
3.- Puros Ratatouille he encontrado.
4.- Son solo ideas, el hombre perfecto es diferente para cada una.
5.- Llega un momento en el que te acostumbras al sapo que tienes al lado.

Y un millon de respuestas mas. Pero dime, ¿te reconoces en algunas de las respuestas?
¿Si? Bueno, mis estimadas, ya habran notado que soy una mujer diferente. En realidad, yo me preocupo mucho por la igualdad en todos los aspectos, sin preferencias por nada ni nadie. Sin coronas. Es por eso que quiza no esten de acuerdo con lo que escriba aquí –al menos no todas- pero es mi vision mas neutral del asunto, no formo ningun bando, estoy ahí en medio, escondida detrás de la multitud. Pero bueno, vamos al grano. Lo que yo decia era que no me identifico con ninguna de las opiniones de las mujeres encuestadas. Ustedes diran; ¿Por qué? Bueno, simplemente porque cada quien busca un estilo diferente de su principe azul. Tu bautizas como principe azul a aquel hombre que este contigo y despues terminas tildandolo de sapo –o rata inmunda, como tambien he oido- y odiando el resto de tu vida.

El principe azul de la mayoria de las mujeres, suele tener las siguientes caracteristicas:

1.- Es guapisimo: Un Adonis en todo el sentido de la palabra.
2.- Es atentisimo: Siempre pendiente de ti y tus necesidades, ademas, te escucha siempre.
3.- Tiene dinero: Lo suficiente como para darte vida de reina.
4.- Cocina: Mismo chef de Restaurante 5 tenedores y satisfacer tus antojos culinarios.
5.- Es hogareño: Te ayuda con los quehaceres del hogar.
6.- Eres su prioridad: Prefiere dejar un partido de futbol con sus amigos por ti.
7.- Eres su barbie y el tu ken: Son la pareja perfecta.
8.- Te deja libre: No hay ataduras, te deja salir con las amigas sin problema.
9.- Comparten hobbies: Cine, teatro, libros… lo hacen todo juntos.
10.- Te da la razon: Cuando te falla, te pide perdon y reconoce sus errores.
11.- Solo existes tu: No mira a ninguna mujer. ¿Para que? Si tu eres tremendo bombom.

Y bueno, estos son algunas de las peticiones que las mujeres constantementes pedimos a –Dios, Ala o cualquier otro dios al que oremos- un ser supremo con la esperanza de que cumpla tus sueños realidad –sin obviar el millon de dolares que quieres ganar en un juego de loteria-  y te haga muy, muy feliz.
¿Revisaron bien los once puntos? Bueno, no se si se habran dado cuenta de que son cosas vanas y superficiales, aunque hay otras que si son super importante, pero mis amores, no se puede tener todo en esta vida, y siempre hay que sacrificar algo por tener lo otro. Ahh, ¿te rehusas? Si, oi tu “Yo lo quiero todo!” y bueno, no me queda mas que desearte suerte.

Empecemos por los sapos. Si quieres dejar de besar sapos… ¡Deja de meterte con ellos! Nadie te dice que a la primera encontraras al sapo mas bonito –si, porque los principes se exinguieron en la edad media, mis hermosas (los de ahora no cuentan)- pero lo que si lograras es no enredarte con –perdonden la groseria- cualquier tarado que se te cruce en el camino. Deja de entregarle tu corazon al tipo que te dijo que eres hermosa, o que tienes lindo cuerpo –y una que otra groseria de nivel sexual- o quiza, aquel que no hace mas que invitarte a comer y bailar. Aprende a identificar factores que una a un sapo con otro, porque la mayoria de los patanes –osea, esos que te rompen el corazon- son los que se fijan solo en tu fisico y no en la persona maravillosa que puedes llegar a ser.

Si quieres alguien que te valore por lo que eres, entonces, deja de verlos del mismo modo en el que no quieres ser vista. Si no quieres que te busquen por tu cuerpo, deja de estrar mostrandote en prendas intimas en el perfil de facebook – aunque una minoria lo hace por pura vanidad- si no quieres que te busquen para una noche, deja de tener agarres –o ligues de una noche-. Este solo es un paso.

Mira, los hombres no son, o bueno, no siempre, son los que te preguntan que tal te fue, como estas, que tienes, si te sientes bien, mal o si puede ayudarte en algo. Ellos necesitan que tu los instruyas, que tu los ayudes a enterderte. Pero, si te haces la interesante, ellos jamas lograran lo que esperas, porque no es habitual en ellos ser asi. Abrete mas con el, conversen, cuentense cosas en los momentos en los que el celular o la television no intervenga. Busquen un momento solo para ustedes. Haz que tu sapo sea un sapo adorable y deja de buscar en otra lado lo que anhelas. Lo tienes al lado.

Si tu sapo es un sapo detestable, ya pues mi amor, mandalo al rio de nuevo y espera al siguiente. La espera siempre vale la pena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario